Mística

María Rosa Mística  

Las apariciones de la Virgen María como Rosa Mystica, comenzaron en 1947 en Montichiari, una pequeña ciudad al norte de Italia. Montichiari está situada al pie de los Alpes italianos, a unos 20 kilómetros de Brescia. 

    Pierina Gilli, nacida el 3 de agosto de 1911, trabajaba como enfermera. En la primavera de 1947, se le apareció la madre de Dios en una sala del hospital. Vio a la hermosísima Señora que vestía una túnica morada y cubría su cabeza con un velo blanco. Tenía el pecho atravesado por tres espadas. Su rostro celestial estaba triste y sus lágrimas caían al suelo. Sus dulces labios se abrieron para decir: "Oración - Penitencia - Reparación", y luego guardó silencio. 
en el mal y frías como este mármol volverán a ser amantes y fieles a Dios".
En una segunda aparición ocurrida el domingo 13 de junio de 1947, también en el hospital, la Santísima Virgen aparece pero esta vez vestida de blanco y en vez de las tres espadas lleva tres rosas: blanca, roja y dorada. Pierina le preguntó que por favor le dijera quién era. La Virgen le respondió: "Soy la Madre de Jesús y Madre de todos vosotros. Nuestro Señor me envía para implantar una nueva devoción mariana en todos los institutos así masculinos como femeninos, en las comunidades religiosas y en todos los sacerdotes. Yo les prometo que si me veneran de esta manera especial, gozarán particularmente de mi protección, habrá un florecimiento de vocaciones religiosas, menos deserciones y una gran santidad en sus miembros. 
Deseo que el 13 de cada mes se me consagre como día mariano y los doce precedentes sirvan de preparación con oraciones especiales." Su rostro se iluminó de alegría y continuó: "En ese día derramaré sobreabundancia de gracias y santidad sobre quienes así me hubieran honrado. Deseo que el 13 de julio de cada año sea dedicado en honor de Rosa Mystica, es decir, "Rosa Misteriosa".  

 Luego le explicó el significado de las tres espadas: La primera espada significa la pérdida culpable de la vocación sacerdotal o religiosa. La segunda espada, la vida en pecado mortal de personas consagradas a Dios. La tercera espada, la traición de aquellas personas que al abandonar su vocación sacerdotal o religiosa, pierden también la fe y se convierten en enemigos de la Iglesia. 

    La rosa blanca simboliza el espíritu de oración. La rosa roja el espíritu de reparación y sacrificio. La rosa dorada el espíritu de penitencia.




Rosario a María Rosa Mística



- En el nombre del Padre, del Hijo, y del Espíritu Santo, Amén.

Oración Inicial: 

- Jesús crucificado, postrados a tus pies te ofrecemos las "Lágrimas y Sangre" de aquella que te acompañó con tierno amor y compasión en tu via-crucis. Concédenos la gracia, Oh buen Maestro de tomar a pecho las enseñanzas contenidas en las "Lágrimas y Sangre" de tu Santísima Madre, para cumplir tu voluntad de tal manera que un día seamos dignos de alabarte y glorificarte por toda la eternidad, Amén.

Se rezan siete misterios así:

En lugar del Padre Nuestro se dice:

- Oh Jesús mío, mira las Lágrimas y Sangre de aquella que te tenía el amor más grande en la tierra y te ama con el amor más fervoroso en el cielo.

En vez de las Aves Marías se dice:

- Oh Jesús escucha nuestros ruegos por las Lágrimas y Sangre de tu Santísima Madre.

(No hay Gloria)

Al finalizar el Rosario se dice tres veces: " Oh Jesús mío, mira las Lágrimas y Sangre de aquella que te tenía el amor más grande en la tierra y te ama con el amor más fervoroso en el cielo."

Oración Final:

Oh! María, Madre al Amor, de los Dolores y de Misericordia, te suplicamos reúne tus ruegos con los nuestros para que Jesús, a quien nos dirigimos en el nombre tus "Lágrimas Y Sangre" maternas, escuche nuestras súplicas concediéndonos con las gracias que te pedimos la corona de la vida eterna, Amén.
Tus Lágrimas y Sangre Oh! Madre Dolorosa, destruya el reino del infierno.
Por tu Divina mansedumbre, Oh encadenado Jesús, guarda al mundo de los horrores amenazantes.


Misterios del Rosario a María Rosa Mística

Misterios del Rosario:

(Las siete alegrías se rezan lunes, miércoles, jueves, sábados y domingos)

1° misterio:
La preferencia que la Santísima Trinidad le concede sobre todas criaturas.

2° misterio:
La virginidad que la elevó por encima de los Ángeles y los Santos.

3° misterio:
El esplendor con el cual brilla en los cielos con su gloria.

4° misterio:
El culto que todos los elegidos le rinden como Madre de Dios.

5° misterio:
La prontitud con la cual su Divino Hijo atiende a todos sus pedidos.

6° misterio:
Las gracias que sus servidores reciben de Jesús en este mundo, y la gloria que le tienen preparada en el cielo.

7° misterio:
Poseer las virtudes con la mayor perfección.


Misterios del Rosario:

(Los siete dolores se rezan martes y viernes)

1° misterio: Cuando al presentar a su Hijo frente al Templo, oyó una profecía del viejo "Simeón: "Una espada de dolor atravesará tu alma".

2° misterio: Cuando se vio obligada a huir a Egipto, escapando de la persecución de Herodes que quería matar a su Hijo Amado.

3° misterio: Cuando buscó por tres días a su hijo que se había quedado en el Templo de Jerusalén, luego de la visita en tiempo de Pascua.

4° misterio: Cuando encontró a su Divino Hijo cargando en hombros la pesada
cruz rumbo al Calvario para ser crucificado en ella por nuestra
salvación.

5° misterio: Cuando vio a su Hijo ensangrentado y agonizante durante tres horas y
luego exhalar su último suspiro.

6° misterio: Cuando su Amado Hijo, traspasado el pecho por la lanza, es bajado de la cruz y depositado en sus brazos.

7° misterio: Cuando contempló el cuerpo de su Divino Hijo acostado en el Sepulcro.